¿Cuál es la relación entre ciencia y religión? Misticismo

“Lo inexpresable, ciertamente, existe. Se muestra, es lo místico” – Wittgenstein

INTRODUCCIÓN

Este es el último post con el que busco delimitar la temática del blog.

En estos 3 últimos posts he tratado de dar un panorama global de lo que ha significado la sempiterna discusión entre ciencia y religión.

-Dando un contexto histórico (El origen de la religión)

-Estableciendo una metodología (¿La ciencia es la nueva religión?)

-Y ahora, Des-estigmatizando el nombre del misticismo

Es tiempo de explorar las raíces y descubrir la particular relación que tienen la ciencia y la religión.

1. Definiendo el misticismo. Empecemos por lo aquello que NO es.

¿Qué fue lo primero que te vino a la mente cuando leíste la palabra “misticismo”?

Para mí era una palabra con significado ambiguo sin asociación negativa. Sin embargo, al navegar por Internet me topé con toda clase de definiciones. Incluso atribuciones que la relacionaban con pseudociencias y movimientos esotéricos.

Es por eso que quiero empezar delimitando lo que, para mí y para el blog, NO tiene relación con el misticismo.

  • Pensamiento mágico.
  • Pensamiento positivo
  • Energía o Chakras
  • Pseudociencias (Homeopatía, Astrología, Sanación cuántica, etc.)
  • “…….….“ Complete con toda teoría que niegue el método científico.

Ahora que aclaré los posibles malentendidos. Empecemos recordando la relación entre ciencia y religión para entender donde entra en escena el misticismo.

2. La relación entre ciencia y religión.

La serie de debates entre Jordan Peterson y Sam Harris fueron fascinantes. Estos encuentros entre el brillante psicólogo canadiense y el perspicaz científico ateo me permitieron establecer con total claridad los límites de cada disciplina. Sus alcances y sus puntos ciegos.

*Si tienes la posibilidad de escucharlas están en el canal de YouTube del Dr. Peterson. Nota: están íntegramente en inglés.

 A pesar de que el debate sigue sin un claro ganador, mi intuición final es que la Ciencia y la Religión no existen en oposición el uno al otro.

Son opuestos en enfoque. Uno está centrado en el mundo exterior y otro en el mundo interior. Es precisamente esta diferencia de enfoques la que exige el uso de una metodología distinta. Esto crea la ilusión de conflicto.

Un claro ejemplo es que todo el conocimiento obtenido con la metodología científica es “acerca de”. Acerca de Biología, Física, Química, etc. Tiene que haber distancia entre tú y el objeto de estudio. Tienes que analizar de manera objetiva. Girar alrededor del fenómeno evitando involucrarte.

Sin embargo, hay cosas que la ciencia no puede explicar de ese modo. Porque al analizarlas desde fuera estas, esencialmente, evitándolas. Cosas como el amor, el odio, la felicidad, la tristeza, la música. Aplicar el enfoque científico en este contexto es como explicar el amor sin haberlo experimentado o entender la música sin escucharla. No existe una fórmula para la felicidad ni para la realización. Todos ellos son misterios.

Por lo tanto, la relación entre la ciencia y la religión es complementaria. La ciencia no puede explicar aquello de lo que se nutre la religión. La verdadera fuente de la religión es el misterio. El límite de lo que podemos saber y explicar.

3. Lo más puro de la religión es lo indescifrable para la ciencia.

Osho lo expresó de la siguiente manera.

“La ciencia divide la existencia en dos categorías: Lo conocido y desconocido. Lo conocido fue desconocido un día; se ha convertido en conocido. Lo desconocido es desconocido hoy; mañana, o pasado mañana, pero se convertirá en lo conocido. La ciencia cree que tarde o temprano nuestro entendimiento llegará a un punto donde solo habrá una categoría: Lo conocido, lo sabremos todo. Lo desconocido es lentamente reducido a lo conocido.

Misticismo es la declaración de que la vida consiste en tres categorías: Lo conocido, lo desconocido, y finalmente, la más importante, lo incognoscible. Lo que no se conoce y nunca se conocerá. Ese es el corazón esencial de todo”

Esto se hizo claro para mí mientras, por curiosidad, investigaba a la ciencia más precisa y exacta. Las matemáticas.

Específicamente, el Congreso sobre fundamentos de matemáticas de 1931 en Königsberg – Alemania. En este congreso el lógico-matemático Kurt Gödel destruyo una creencia ampliamente arraigada en la comunidad científica.

“¡Llegara el día que lo sabremos todo con absoluta certeza!”

Pero este “logro” no fue nada agradable para él. Destruir una creencia y ser capaz de inferir las consecuencias de ello provocó que, luego la presentación de su teorema, sufriera un terrible colapso nervioso.

En ese congreso Gödel afirmó que, si solo nos atenemos a métodos de razonamiento seguros y confiables, métodos a prueba de error, entonces es inevitable que existan problemas matemáticos que nunca puedan ser resueltos.

Esta afirmación es conocida como el primer teorema de incompletitud de Gödel. Él logro usa la lógica matemática para probar que es insuficiente en sí mismas. Justo lo opuesto a lo que todos los matemáticos esperaban.

Otra forma de verlo es que Gödel probó que siempre habrá afirmaciones verdaderas que son imposibles de demostrar a partir de los axiomas propuestos ¡Existen verdades que NO podemos demostrar!

Pero, podrías preguntarte, ¿¡Qué tiene que ver la demostración de teoremas matemáticos con el misticismo!?

Para mí, es la prueba de que no podemos saberlo todo con absoluta certeza. ¡Ni siquiera en matemáticas!

4. Conclusión

Mientras el debate entre ciencia y religión no termina.

Quiero intentar algo distinto.

Quiero darte el valor para hacer frente a la existencia sin respuestas. Sin ideas ni conceptos. Abierto para experimentar el misterio del mundo.

Para eso, la ciencia irá por su lado. La religión por el suyo. La ciencia será pura ciencia, absolutamente científica. La religión será pura religión, absolutamente mística.

Y para mostrar la necesidad y complementariedad de ambos, a la hora de comprender quién eres, cada post ira enfocado en una dimensión por separado.

Para la parte científica presentaré pruebas, estudios y análisis.

Por la parte de la religión usaré historias y narrativas.

El uso de historias es porque quiero comunicar de manera no verbal, no busco darte nuevos mandamientos, quiero que vivas la experiencia. Y así, escojas o descubras, tus mandamientos.

Las historias, si estas en la sintonía correcta, hablan por sí mismas ¡Así que prepárense!

2 opiniones en “¿Cuál es la relación entre ciencia y religión? Misticismo”

  1. Pretende unir la ciencia y religion mediante la intervencion de la filosofia. Pues, como dice, la ciencia tiene unos presupuestos filosoficos, y estos son tres: que hay un orden en la naturaleza (presupuesto filosofico puesto que esto es un problema ontologico ); en segundo lugar, el ser humano es capaz de conocer ese orden (presupuesto epistemologico ); y, en tercer lugar, que descubrirlo es valioso (presupuesto etico ). Artigas concluye sus estudios afirmando que si la ciencia tiene exito, entonces los supuestos de los que parte son correctos.

    1. Gracias por tu comentario! Es importante recordar estos 3 presupuestos porque actuamos sobre ellos sin advertirlo. Aunque originalmente este blog iba a centrarse en Filosofía he decidido volver a sus orígenes. Esto es porque pocas personas pueden abstraerse los suficiente para entender filosofía, a menos que tengan un alto nivel educativo. Y como las personas a la que apunto son jóvenes y niños no podía darme ese lujo. Con “orígenes de la filosofía” me refiero a que desde los inicios de la conciencia nuestra capacidad de representación nos permitió “actuar” estas ideas. Lo que ahora es conocimiento articulado en el pasado fueron historias que eran representadas artisticamente (música, pintura, mitología, etc).
      Por otra parte, llevo pensado un tiempo en lo que significa el tercer supuesto. ¿Qué es lo que hace algo valioso? ¿Cual es nuestro interés al descubrir el orden que existe en el universo? Pienso que es debido a que una vez descifremos todo en el universo, por defecto, encontraremos nuestro lugar en él. Tenemos un intenso anhelo por descubrir quienes somos. Tratamos al universo como un rompecabezas donde la pieza que falta somos nosotros.
      Quizás es solo idea mia. No lo sé.
      Saludos! 😀

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *